top of page

Renacido entre cenizas: The Globe Theatre

El teatro de Shakespeare reconstruido en su localización original en Londres abierto a amantes del espectáculo


Remontémonos a la Inglaterra de 1599, época en la que gobernaba la reina Isabel I y, como citan numerosos historiadores, la “Edad de Oro” del país. Situémonos a orillas del río Támesis donde actualmente se encuentra el distrito de Bankside (Southwark) y en cuya época no perteneciente a la capital. Un lugar exento de la jurisdicción de la ciudad de Londres dominada por una ideología conservadora y llena de apariencias y prejuicios.


Bankside, hogar de aquellas actividades “ilícitas” desarrolladas al margen de la urbe y atestado de marginados sociales. Pertenecientes a toda la “gentuza” y la “escoria” hallamos a los actores, personajes cuya única tarea es pervertir a la población por medio de sus ideas e interpretaciones. En medio de ellos vislumbramos la figura de William Shakespeare, el que en un futuro sería el principal representante del teatro inglés, pero, hasta entonces, obligado a ubicar su teatro en esta zona. Fue así como comenzó la historia de The Globe Theater, fundado por Lord Chamberlain 's Men, compañía teatral del dramaturgo.


La primera producción de dicho teatro se trata de As you like it, comedia Shakespeariana. Con el triunfo de la obra, se siguieron representando piezas como Antonio y Cleopatra o Macbeth. Otros dramaturgos, en particular Fletcher, Johnson y Beaumont, también sirvieron a The Globe. En 1613, durante la representación de Enrique IV, uno de los cañones utilizados en la obra, disparó erróneamente al techo de paja del edificio, provocando un incendio inmediato destruyéndolo por completo. Afortunadamente un año más tarde se llevó a cabo la reconstrucción del teatro. Continuó su actividad hasta que, por obra del Parlamento, en 1642 fue cerrado. Pero… ¿a qué se debía este suceso? Los protagonistas no podían ser más que los sectores ultra-conservadores de la ciudad de Londres, los cuales adjudicaron términos tan despectivos a los teatros como “vulgar” ,“pervertido” o “impuro” provocando el consecutivo desmantelamiento de estos.


La salvación llegaría unos siglos más tarde con el nombre de Sam Wanamaker, un actor y director con el propósito de hallar la ubicación donde el famoso Shakespeare interpretaba sus obras. Para su disgusto no quedaba más que una mísera placa en memoria de The Globe situada erróneamente en la ciudad. Wanamaker decidió reconstruir el teatro en su forma original y en la ubicación correcta. Fue así como The Globe Theater abriría sus puertas nuevamente en 1997 y a día de hoy, se seguirían representando obras en este lugar histórico.


¿Cómo era acudir a este teatro en la época isabelina?

La euforia de la actividad teatral se había expandido como la pólvora entre todos los públicos. Dependiendo de tu capital podías permitirte asistir a una de las representaciones. El teatro estaba construido de tal manera que, en el foso, es decir, la zona céntrica a los pies de los actores y sin cobertura ante la lluvia, se situaban los trabajadores pagando la cantidad de un penique. Si eras tan afortunado de poder pagar dos, entonces podías sentarte en las galerías a salvo de las adversidades climatológicas. Únicamente aquellos que aportaban tres peniques disponían de un asiento especial al lado del escenario, junto a los actores. También, en la época a las mujeres no se les permitía participar en la acción teatral, en su lugar utilizaban a los varones jóvenes que aún no habían desarrollado un tono grave de voz y apenas les crecía el vello facial. Representaban todo tipo de papeles, desde prostitutas hasta la mismísima reina.


El edificio está dispuesto de manera circular provocando que el escenario sea la pieza clave que atraiga todas las miradas y desde el cual las voces de los actores puedan ser escuchadas en todo el lugar gracias a la potente acústica. Construido con madera de roble, sus paredes contienen materiales como yeso, cal y, sorprendentemente, si nos acercamos y observamos más detenidamente encontraremos pelo de cabra, cuya función es servir de aislante.

A su vez encontramos en el teatro un significado simbólico. El escenario sujeta el techo con dos majestuosos robles pintados para aparentar mármol. Este techo se denomina “The Heavens”, (el paraíso). Vemos en él diferentes astros entre los cuales destacamos el Sol, las estrellas, la Luna y los doce signos zodiacales ricamente pigmentados. Las interpretaciones varían, o bien simplemente es una decoración usada para la representación de determinadas obras, o bien el escenario representa en sí el cielo y los individuos situados en el foso simbolizan la vida terrenal, cargando así de simbología el espacio empleado.


"The Heavens" techo del escenario. Fuente: Twitter

The Globe Theatre con su historia, su construcción y decoración podría ser descrito de numerosas maneras, tal vez como un viaje en el tiempo o también como una apreciación a la cultura inglesa. Pero, indudablemente es una experiencia única y totalmente recomendable situada en la actual City de Londres que no nos podemos perder al visitar la ciudad.

0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Commentaires


Les commentaires ont été désactivés.
bottom of page